DECISIONES EN TUS FINANZAS

A continuación deseamos compartir con ustedes 5 decisiones que debemos tomar para que nuestras finanzas caminen bien.
Antes de cada decisión ponemos un versículo bíblico de referencia:

Lucas 14:31-32
¿O qué rey, al marchar a la guerra contra otro rey, no se sienta primero y considera si puede hacer frente con diez mil al que viene contra él con veinte mil?
Y si no puede, cuando el otro está todavía lejos le envía una embajada y le pide condiciones de paz.

1- Haz un presupuesto

Esta es una lista para gastar. Usualmente cuando no se tiene esta lista la gente se pregunta a donde se va su dinero.
¿Tienes un presupuesto? Te recomendamos que lo elabores con tu cónyuge ó alguna persona que tu respetes mucho.
El no tener un presupuesto hace que tu futuro se mire reducido en posibilidades al no planificar como es que tu debes gastar.
A propósito, mi hija Loyda me regalo este pensamiento que leyó en un libro:
“Deuda es vaciar el futuro para llenar el presente y ser sabio es vaciar el presente para llenar el futuro”

Proverbios 13:11
El dinero mal habido pronto se acaba; quien ahorra , poco a poco se enriquece.

2-Comienza a Ahorrar

Muchas veces pensamos pagarle a nuestros deudores, dar el diezmo, cumplir nuestras responsabilidades, sin embargo nos olvidamos de pagarnos a nosotros mismos. El no tener esta costumbre provoca que cuando vengan emergencias no tengamos el dinero para hacerle frentes, además que no podemos hacer inversiones.
La mayoría de los expertos en áreas económicas recomiendan de 3 a 6 meses de nuestro presupuesto en ahorro con disponibilidad inmediata. Esto significa que si tu gastas 3000 dólares al mes, necesitas tener al menos 9000 dólares guardados en ahorro, lo que equivale a 3 meses.
¿Qué hacer con lo que supera esta previsión? Pues ¡¡¡inviertelo!!

Eclesiastés 5:10
Quien ama el dinero , de dinero no se sacia. Quien ama las riquezas nunca tiene suficiente. ¡También esto es absurdo!

Proverbios 11:24
Hay gente desprendida que recibe más de lo que da, y gente tacaña que acaba en la pobreza.

3- Sé Generoso.

• Cuando tu le das a Dios, a tu familia y a otros que están en necesidad, Dios, que es el Gran Donador, te regresa lo que has dado en una forma multiplicada.
• Es interesante notar que aquellas personas que hemos conocido, con una actitud generosa, siempre tienen más para ellos mismos y aun para seguirle dando a otros.

Proverbios 11:15
La ansiedad aflige al que sale fiador de un extraño; el que aborrece las fianzas vive seguro.

4- Se cuidadoso con ser fiador.

En una ocasión termine pagando una deuda debido a que fui fiador de una persona que no honro sus compromisos.
Durante años estuve pagando esa deuda, haciendo compromiso conmigo mismo que no iba a volver a ser fiador de nadie, amenos que estuviera dispuesto a perder o regalar ese dinero.
¿Quieres vivir tranquilo? No seas fiador.

Eclesiastés 7:12
Puedes ponerte a la sombra de la sabiduría o a la sombra del dinero , pero la sabiduría tiene la ventaja de dar vida a quien la posee.

5- Busca a Dios.

• Dios es EL dador de ideas. Mucha gente se muere de hambre, teniendo el pan frente a sus ojos.
• PuEde ser que la mayor oportunidad de tu vida se presente frente a tus ojos pero que se este perdiendo debido a que no la miras.
• Por eso es que es importante buscar a Dios a través de la Biblia, leer buenos libros y pedir consejo financiero a través del consejo de personas especializadas que conocen a Dios personalmente.
Detrás de la estabilidad en las finanzas hay sabiduría

Leave a Reply